¿Cómo se ve el 2021 en términos financieros? ¿Te has preguntado cómo se ve tu economía en un año con tanta incertidumbre?

    En este aspecto, predecir la economía personal puede parecer un juego de adivinación, pues solo basta con un nuevo avance alrededor de la pandemia para que las variables cambien.

    El 2021 nos deja con un mal sabor de boca, con una inflación elevada (algunos artículos de la canasta básica presentaron una inflación del 4%) y con una caída del empleo formal, pero, con el anuncio de vacuna.

    Lee también CÓMO PERDER... TODO TU DINERO EN 10 DÍAS

     

    ¿Será el 2021 un año próspero para tu economía?

    Después del 2020, sabemos que es imposible darte una respuesta certera, pero, aunque no puedas controlar al mundo, sí puedes tomar acción en tu vida diaria y aprender del regalo financiero que el año le dejo a muchos: el darse cuenta de que muchos de los gastos que hacían ahora son completamente innecesarios y a veces hasta rayan en lo ridículo.

    No nos mal entiendas, en Bancompara estamos completamente a favor de la reactivación de la economía y del gasto sano; pero, al mismo tiempo, nuestra misión es ayudarte a tomar las mejores decisiones financieras hoy, para que tengas un mejor mañana. También debes tener en cuenta que es posible que el plan de vacunación en México se extienda durante todo el 2021, lo que hará a la economía mucho más volátil.

    Por todas las anteriores razones, queremos darte algunos consejos sobre aquellos gastos que puedes olvidar para siempre.

    Estos ahorros te ayudarán a tener unas finanzas personales más sanas y a prepararte para tiempos “de guerra” en los que debes ser precavido con el destino de tu dinero.

     

    • Café para llevar

    Si algo te enseñó el 2020 es que puedes sobrevivir sin tu café diario de 80 pesos. Una presa francesa y buen café molido lograrán el mismo efecto, y te costarán una fracción.

    Si aún suspiras por un buen capuchino, entérate de que, a razón de 80 pesos diarios, en 187 días podrías comprarte una excelente capuchinera italiana. Eso es medio año. Quiere decir que en un año podrías haberte comprado dos capuchineras italianas con el dinero que gastas en la cafetería “elegante” de la esquina.

    Comprar tu café es elegante, pero tener tu propia cafetera italiana lo es aún más

     

    • Cable

    ¿Aún pagas cable? Muchos también, aunque sea un gasto completamente innecesario, pues ya existe el “cable” vía streaming. Así como lo lees. Direct TV ya tiene su servicio de canales vía internet y funciona virtualmente igual que el servicio de cable, con canales y programación. Antes de contratarlo, solo asegúrate de que tu servicio de internet funcione correctamente y de que tu señal es suficiente para cubrir todos tus requerimientos.

    De cualquier forma, aún si debes contratar más megas o comprar un rúter más potente, todo te saldrá significativamente más económico.

     

    • Manicure y pedicure

    Durante este año aprendiste que puedes aprender a hacer lo que sea: cortar pelo, hacer pan y, por supuesto, hacerte tu propia manicure y pedicure. Si ya tienes los implementos, no hay razón para que no te ahorres estos pesos.

     

    • Libros impresos

    Los libros impresos son uno de los grandes placeres de la vida, pero también es verdad que, en esta época, se logra ahorrar mucho dinero si estás dispuesto a leer en formato digital.

    Si no te convences, piensa que una de las grandes ventajas de pasarte al lado “oscuro”, es que tendrás una variedad inimaginable de libros y que podrás descargar muestras gratis.

    Además, los nuevos dispositivos no molestan en los ojos y los hay hasta resistentes al agua.

     

    • Ropa nueva

    Es probable que te hayas dado cuenta de que tu armario se quedó casi intacto este año, por lo que debes aprovechar la oportunidad para separar la ropa que realmente usas y darte cuenta de que no necesitas comprar nada más.

     

    • Zapatos nuevos

    ¿Más zapatos para qué? Si pudiste sobrevivir todo un año sin usar más que un par de tenis y unos flats, puedes superar el 2021 así mismo, sobre todo si debes aplicar la oficina en casa y la sana distancia.

     

    • Membresía de gimnasio

    Hacer ejercicio con cubrebocas y en un gimnasio lleno de personas sudorosas sigue siendo una mala idea en esta época. Ahórrate el dinero de tu membresía y únete a uno de los ya famosos entrenamientos virtuales que varios coaches ya están produciendo.

    Y no digas que no es lo mismo, pues miles de personas prueban lo contrario.

     

    • Restaurantes Gourmet

    9 meses sin restaurantes te enseñaron, también, que cocinar en casa es posible y que puedes mejorar cada día, sobre todo si tienes la ayuda de los nuevos robots de cocina que parecen casi mágicos y de otros implementos que hacen a la cocina gourmet un sueño alcanzable para los mortales.

     

    • Agua de garrafón

    Ya sea porque no quieres tener contacto con el exterior o porque te cansaste de levantar ese pesado garrafón de 20 kilos, pásate hoy mismo a un purificador de agua o a un filtro, y ahórrate miles y miles.

     

    • Intereses

    Hay muchas maneras de deshacerse de aquellos molestos intereses que desangran las finanzas. Paga o reestructura tu deuda hoy mismo y deja de regalar el dinero.

     

    • Fast fashion

    Si hay algo que ya no es tan “fast” es la moda. Muy pocas personas están interesadas en comprar la última temporada si ni siquiera han usado la ropa que compraron para el año pasado.

     

    • 4x2

    No seas de aquellos que se dejan engañar. Si llevas presupuesto para algo de 20 y terminas comprando 40, no estás ahorrando dinero. Claro, debes sopesar las opciones. Por ejemplo, si sabes que utilizas mucho jabón lava trastes y resulta que está al 2 x 4, te resultará un buen trato; pero si resulta que ibas a comprar una bolsa y resultas comprando 4, en ese caso estarás regalando el dinero.

     

    • Algunos productos de limpieza

    Sobre todo, aquellos que se pueden reemplazar perfectamente con vinagre y bicarbonato de sodio. O aquellos cuya marca genérica es igual de efectiva.

     

    • Servilletas

    Compra de tela y ponlas a lavar con tu ropa, cuando laves regularmente. Invierte una sola vez en servilletas de tela y olvídate de las servilletas de papel.

     

    • Baterías

    Existiendo las baterías recargables, comprar baterías normales es una idea ridícula. Tenlo en cuenta ahora que viene la temporada en que los juguetes “no incluyen baterías”.

     

    • Ropa y accesorios en rebajas

    A no ser que sea ropa que sabes que durará por años. Mantener tu armario lleno de ropa que se dañará en un mes no es una buena idea.


     

    ¿Quién quita? Tal vez al dejar de gastar en todas estas cosas podrás lograr por fin un fondo de emergencia. Y vaya que el 2020 nos ha enseñado la importancia de tener uno.

     

    ¿Por dónde vas a empezar a hacer estos ahorros?

    ¿Qué cosas has dejado de comprar y ha resultado en grandes ahorros para ti?

     

    ¿Quieres saber más?

     

     

    Comentarios

    Suscríbete al blog