Fintechs y Proptechs: el ahora y el futuro del sector inmobiliario

Victoria Pinto
Escrito por Victoria Pinto en 18/03/21 11:03 AM

El 2020 fue el caldo de cultivo perfecto para el cambio que los consumidores estaban buscando en muchos sectores.

Y uno de ellos fue precisamente en el área hipotecaria y de los bienes raíces, sectores que pre-pandemia alistaban grandes reformas que se tuvieron que acelerar debido a los cambios inesperados que trajo la pandemia por Covid-19.

Una cosa es segura: la casa fue la gran protagonista del 2020 y continuará siéndolo durante mucho tiempo. La casa como santuario, la construcción del hogar y la inversión en el lugar propio son conceptos que no pasarán de moda fácilmente. Junto con este fenómeno, todos los demás aspectos de nuestras vidas buscaron y buscarán digitalizarse. Tan grande ha sido este cambio que no es de extrañar que para la siguiente década una compra de vivienda se pueda hacer completamente en línea.

 

Las etapas de la búsqueda de una propiedad

Para comprar una casa antes de 2019, un consumidor debía prepararse para un proceso largo y que implicaba paciencia, con infinidad de factores al azar y con varios factores fuera de su control. A menudo este proceso se hacía con la compañía de varios intermediarios; al menos dos de ellos: un corredor de bienes raíces y un bróker, y muchas otras veces hasta un tramitador.

Un consumidor promedio pasaba por las siguientes etapas, a veces varias veces, hasta poder completar el proceso de compra de una propiedad:

  1. Búsqueda de la propiedad con ayuda de corredores y portales inmobiliarios.
  2. Visita a las propiedades potenciales.
  3. Búsqueda de los recursos de financiación (aplicación a créditos), con ayuda de personal de una entidad financiera o con un bróker.
  4. Trámite para compra de la propiedad escogida, con ayuda de un bróker y de un tramitador.
  5. Recibir la propiedad.

Como lo dijimos antes, es un proceso largo y muchas veces accidentado, que durante la pandemia se vio afectado por la imposibilidad y el riesgo del contacto físico.

Es por esto por lo que el sector inmobiliario se tuvo que modernizar más rápido de lo que tenía planeado.

 

Las Fintech crecieron, la banca se estancó

Aunque este fue el resultado durante el 2020, un análisis publicado por El Economista señala que la banca no pelea con la Fintech, sino que se complementa. Pues, aunque la banca contrajo algunas de sus actividades presenciales, las Fintech hicieron la labor de absorber este público.

La categoría de préstamos personales, por ejemplo, fue una de las que más creció durante el 2020, una demanda que atendieron las Fintech en gran medida. Mientras que la banca se centró en transformar sus servicios, atender productos de mayor nivel como crédito hipotecario, lidiar con la cartera morosa y adaptarse a las circunstancias por medio de bajas en las tasas, asesoría virtual y mejoras a sus plataformas en línea.

En otras palabras, mientras los bancos cerraron productos y endurecieron sus filtros, las Fintechs atendieron esta demanda. Históricamente las soluciones virtuales han atraído a esos clientes que no están interesados en la banca tradicional, no cumplen con sus requisitos o están completamente fuera de su rango, y durante la pandemia este público creció por diversas razones como imposibilidad de utilizar la banca por internet, pérdida o disminución del ingreso.

El Economista reporta un aumento de más de dos dígitos en el sector Fintech durante 2020, mientras que la banca registró una caída del 5.3 en materia de colocación de crédito para el mismo periodo.

 

¿Y qué pasó con las Proptech?

Una Proptech es una compañía que se dedica a suplir servicios en cualquier segmento del sector inmobiliario e hipotecario por medio de soluciones virtuales. Desde el boom del .com, las Proptech han buscado agilizar y mejorar el proceso de adquirir una propiedad, al punto de que hoy, más aún después de la pandemia, es posible comprar una casa casi que completamente por internet.

Una Proptech puede ser cualquier empresa que se dedique a mostrar y ofrecer propiedades, y a comparar y procesar opciones de financiamiento.

Durante el 2020, el público millennial fue el que más utilizó estas herramientas y el que impulsó su evolución. Hoy en México es posible escoger y comprar una propiedad de manera virtual; para lo único que una persona tiene que aparecer es para firmar la escritura.

Aún así, las personas aún no se sienten tan cómodas haciendo esto de manera completamente virtual, pues es un proceso que implica decisiones que pueden cambiar la vida. De cualquier forma, las Proptech han estado innovando para suplir y complementar todos los procesos de compra de una casa.

 

¿Cómo las Proptech mejoran el sector inmobiliario?

 

Estableciendo el monto de crédito y las condiciones financieras

Empresas como Bancompara ayudan a los consumidores a averiguar el monto de crédito al que son sujetos incluso desde antes de escoger una propiedad. Los sistemas que utilizan estas empresas se basan en datos reales y no en simulaciones, y toman en cuenta el historial de crédito para dar una respuesta más certera e incluso pueden llegar a pre-aprobar un crédito antes de que el cliente se lance a la búsqueda de una propiedad. Esto le da claridad a los consumidores, quienes ahora pueden establecer claramente el rango de precio que pueden permitirse y acotar así la búsqueda de una propiedad.

Otra ventaja es que el comprador podrá establecer un monto mensual que pueda pagar y podrá y planear con esta cifra desde antes de comprometerse con una casa. Es decir que, en cuanto al aspecto financiero, una persona puede estar segura de que la propiedad que elegirá estará dentro de sus posibilidades y que no dañará su economía.

 

Brindando al cliente la posibilidad de comparar entre todas las opciones de crédito en segundos

Las Proptech han traído consigo los simuladores universales de crédito hipotecario, que permiten al cliente enterarse de todas las opciones que el mercado les da y comparar entre ellas para escoger, realmente, la mejor opción.

El cliente ya no debe visitar todos los bancos o quedarse con el primero. Ahora se puede sentir realmente tranquilo con una decisión pensada y asesorada.

 

Ofreciendo alternativas para la búsqueda de una propiedad

Los portales de bienes raíces se han dado a la tarea de innovar, y aunque las personas no se sienten completamente cómodas tomando la decisión final acerca de una casa o departamento que solo conocieron virtualmente, estas innovaciones sí acortan tiempos y hacen el proceso mucho más rápido.

Muchos portales de bienes raíces ya ofrecen

  • Tour virtual en 3D
  • Plano digital
  • Tour en video con un agente, en tiempo real

 

Asesorando y tramitando opciones de financiamiento.

El broker hipotecario se ha vuelto casi que completamente virtual, y digo “casi”, porque la mayoría de las Fintech conservan el contacto con un asesor real vía telefónica. Aparte de esto, el trámite para un crédito hipotecario ya se puede hacer completamente en línea. Compañías como Bancompara solo requieren que asistas a la firma de la escritura, por ejemplo.

Por estas razones, se espera que las Fintech se tomen una gran parte del mercado inmobiliario y que, en un futuro no lejano, el banco de ladrillo sea algo que perdure solo en la memoria de los abuelos.

 

¿Quieres saber más?

 

Temas: Banca

Credito hipotecario banner blog NUEVA

Deja un comentario