¿Estás dado de alta en una cuenta de nómina en la empresa en la que laboras?

Este es un gran paso en la ley, que nos permite ahora manejar una cuenta que no causa comisiones y que evita el manejo de efectivo como se hacía en el pasado.

Recibir tu sueldo a través de una cuenta de nómina tiene muchas ventajas, entre ellas están:

● Tarjeta de Débito con aceptación internacional

● Sin necesidad de conservar un saldo mínimo

● Alertas de abonos y cargos a través de mensajes de texto

● Registro y consulta de movimientos a través de banca en línea

● Estado de Cuenta Mensual

● Acceso a créditos de nómina

● Acceso a tarjetas de crédito preaprobadas

● Acceso a otros créditos como hipotecarios, automotrices, etc

● Seguro contra robo por retiro en cajeros (con costo)

● Domiciliación de Servicios

● Servicios de asistencia, como plomería, cerrajería, eléctrico con un costo mensual

Entre una gran cantidad de beneficios y servicios que el banco con el cual tengas tu nómina te pueda ofrecer, revisa con detenimiento y analiza cuáles de todos ellos te conviene contratar de forma adicional a los beneficios que ya gozas.

Con tener ya tu nómina con tu banco, eres un candidato para que te proporcionen información sobre diferentes productos o servicios que pueden ser cargados a tu cuenta, pero verifica si todos ellos te convienen. En caso de que digas no a uno de ellos no significa que no volverás a recibir una oferta similar pasado un tiempo, por lo que decir no para poder analizar los costos y beneficios de un producto, es bueno para tomar la mejor decisión.

¿No te gusta el servicio que recibes de tu banco actual?

Solicita tu cambio, no es obligatorio estar con un banco en específico y puedes pedir la portabilidad de tu nómina al banco que más te agrade. Esto no debería ser un problema, es como cambiar de compañía de telefonía celular. Pide tu formato de transferencia en la sucursal en donde se encuentra asignada tu cuenta y lleva este formato al banco en donde quieras que tu nómina sea administrada.

Antes de hacer este movimiento consulta con tu área de Recursos Humanos o Nóminas que no exista inconveniente de su parte para poder hacer este cambio.

Abre tu cuenta de nómina

En muchos casos las cuentas de nómina son abiertas por el área de Recursos Humanos de las empresas y lo que recibes es tu tarjeta, pero en otros casos, es el empleado el que tiene que ir a una sucursal bancaria y abrir su propia cuenta de nómina. Cualquiera que sea el caso es mejor recibir y poder administrar tu sueldo a través de una cuenta que si recibieras, como hasta hace algunos años, tu dinero en efectivo en un sobre.

Cancela tu cuenta cuando ya no la utilices

Si dejas de laborar en la empresa en la que te encuentras, o cambias de trabajo, es importante que des de baja la cuenta que tienes actualmente o que solicites recibir tu nómina en la cuenta que tienes. Algunos bancos, por contrato, cuando una cuenta de nómina deja de recibir un ingreso fijo, después de un tiempo, las condiciones cambian y te cobran por no conservar un saldo mínimo, aunque para que esto suceda, tienes que recibir algún aviso, ya sea en tu Estado de Cuenta o por otro medio.

¿Llegas rayando a la siguiente quincena?

Tu nómina, es como para muchos, el único ingreso que tienes, y tienes que hacer lo mejor posible con ese recurso. Para saber si le estas sacando el mejor provecho a tu nómina, realiza este ejercicio: Revisa con cuánto estás llegando a la siguiente quincena, si te encuentras con cerca o menos del 10% de lo que recibiste, hay algo que no está bien.

¿Qué debes hacer para que tu dinero te rinda?

De acuerdo con el sitio de reclutamiento OCC, estas son 7 recomendaciones básicas para hacer rendir tu dinero.

Realiza un mapa de gastos

Cómo ya lo hemos comentado en otras ocasiones, el presupuesto es una herramienta útil que te sirve para poder visualizar hacia dónde se van tus gastos, pero, sobre todo, en cuáles rubros debes hacer ajustes para tener un mayor control. No es lo mismo tener una idea mentalmente de tus ingresos y egresos a tenerla plasmada en vivo. Puedes encontrar una plantilla para hacer tu presupuesto aquí o también podrías ingresar a El blog ricoyfeliz.net , que ofrece una plantilla útil que puedes aplicar.

Ten una meta clara para ahorrar

Tener un objetivo en mente es esencial para poder llegar a él, y por supuesto lo primero que tienes que hacer es definirlo. ¿Para qué quieres tu ahorro? ¿Para contrarrestar una emergencia, para la compra de una nueva laptop, para un auto, para renovar la sala de tu casa? Cualquiera que sea el propósito, tenlo claro para que sepas cuánto y cada cuándo realizarás aportaciones a tu ahorro.

Haz tus compras básicas sólo 1 vez a la semana

Realiza una lista de las necesidades que vayas teniendo en el hogar para hacer las compras si puedes una vez a la quincena, si lo haces en algún club de precios, es mejor que tengas todos los productos que compras de forma visible cuando los dejes en casa, de forma que puedas saber cuánto te queda de cada uno y no compres de más. También verifica las fechas de caducidad y tu consumo; puede ser que una caja de pastas sea útil, pero comprar un combo con 15 cremas que puede que no las termines antes de que se hayan caducado, no es tan buena idea.

Cuida de tu salud

Si te mantienes en forma, te alimentas bien y evitas el consumo de algunas sustancias que sabes que pueden no ayudar a tu salud, es mejor para tener que evitar un gasto y además para que tu salud no se deteriore tan rápido en un momento determinado. Hoy no lo notas, pero hay un momento en el que los hábitos que tienes hoy reclaman su precio.

Busca entretenimiento gratis

En la ciudad en la que vivimos existe un número muy grande de alternativas a las que puedes tener acceso sin siquiera gastar un peso, como parte de hacer un recorte a tus gastos, busca estas alternativas que te permitirán un ahorro en los gastos que tienes de entretenimiento.

Premia tu disciplina financiera

No todo tiene que ser sacrificios, de vez en cuando utiliza parte de tus ingresos para poder darte un gusto; claro, esto hazlo cuando ya hayas tengas control tus deudas.

Aprovecha la tecnología

Infórmate y conoce más sobre temas relacionados con finanzas personales en sitios como www.bancompara.mx, Condusef, consumointeligente.org; cuentas de redes sociales con consejos y blogs con valiosa información para todos.

Fuente: https://www.occ.com.mx/blog/como-aprovechar-al-maximo-tu-sueldo

También recuerda que, dependiendo de la edad que tengas, es el momento ideal para hacer ciertas actividades, pero si no tienes la edad que aquí se menciona, no importa, no es una regla, sólo una sugerencia; tú puedes iniciar un plan de ahorros sin importar la edad en la que comiences, lo más importante es eso: iniciar.

De acuerdo con el sitio de Veterans United, una compañía de préstamos hipotecarios para veteranos, en un artículo escrito por Kimberly Duncan así puedes aprovechar tu sueldo de acuerdo tu grupo de edad:

Cómo ahorrar dinero en tus 20`s

● Lleva un registro de tus gastos

● Planea tus compras con anticipación

● Vive de acuerdo a tus posibilidades

● Haz del ahorro un hábito

● Comienza tu relación con instituciones de crédito para comenzar tu historial crediticio

Cómo gastar tu dinero en los 30’s

● Paga tus deudas

● Construye un fondo de emergencia

● Empieza con un ahorro específico para el retiro

● Inicia con un seguro para la educación de tus niños

Cómo hacer dinero en tus 40’s y 50’s

● Ponte delante. Con los años de trabajo que tienes, puedes negociar un sueldo acorde con tus resultados y tu expericiencia.

● Haz lo más de tus pagos. Es decir, resiste la tentación de gastar en cosas que no necesitas y sácale el jugo a las cosas que tienes en este momento sin derrochar gastando en más cosas nuevas.

● Desarrolla un plan para tu retiro. Con los ahorros que tienes en este momento revisa qué inversiones puedes realizar para tener un ingreso adicional a tu sueldo o un ingreso que puedas tener cuando te hayas retirado.

Cómo administrar tu dinero en los 60’s, 70’s, 80’s

● Ten cuidado con tu información financiera. De acuerdo con la estadística, las personas mayores tienden a ser más susceptibles para entregar su información personal y con ello ser pueden ser usurpadas sus identidades o datos de sus tarjetas de crédito.

● Utiliza la domiciliación lo más que puedas. Con esto aseguras no perder una fecha importante de tus pagos.

● Busca un trabajo de medio tiempo. Esto para tener un dinero extra o para llenar algunos espacios vacíos en tu agenda.

● Conoce más el mundo. Si tu estructura financiera es sólida, este es el mejor momento para utilizar ese tiempo extra para viajar.

Otros artículos recomendados:

Comentarios
¿Te gustó lo que viste?