Atrás quedaron aquellos días en donde muchos de nosotros veíamos a nuestros padres, con asombro, desenfundar sus StarTac de Motorola. Ahora es la era de la banca móvil. Te contamos cuáles son las mejores apps.

El avance tecnológico ha dado pasos agigantados en las últimas décadas, y uno de los avances más revolucionarios ha tenido que ver con el acceso a internet y su fuerte influencia en todos los aspectos de nuestra vida diaria.

Desde el acceso a la información hasta desarrollos de mayor complejidad en los llamados smart homes, con automatizaciones donde incluso un electrodoméstico conectado a internet puede llevar a cabo acciones programadas, es innegable que muchos de nosotros no concebimos la vida sin internet.

Por otro lado nos hemos acostumbrado a tener una respuesta inmediata a la mayoría de nuestras necesidades y aquí es donde entra uno de los dispositivos que ha cambiado la vida de muchos de nosotros, los teléfonos inteligentes o smart phones.

Atrás quedaron aquellos días en donde muchos de nosotros veíamos a nuestros padres, con asombro, desenfundar sus StarTac de Motorola o algún modelo similar que hoy en día levantaría el mismo asombro de los más pequeños, aunque probablemente por razones distintas.

La tecnología de los teléfonos móviles ha dado, no pasos, sino saltos desde que a principios de la década de los ochentas, Motorola sacó al mercado el primer teléfono móvil con capacidad de almacenar hasta treinta números de teléfono.

En la actualidad otros son los líderes del mercado, Apple y Samsung controlan el segmento de los teléfonos premium, mientras que otras marcas como LG y Huawei han tenido gran éxito, no con menor tecnología, pero sí con menores precios.

Hace algunos días Huawei lanzó al mercado su modelo con pantalla plegable Mate X que junto con el Galaxy Fold representan lo que para muchos de nosotros podría seguir siendo parte de la saga Volver al Futuro.

Según el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) en su Encuesta Nacional sobre Disponibilidad y Uso de Tecnologías de la Información en los Hogares (ENDUTIH) 2017, en Mexico hay más de sesenta y cinco millones de usuarios de teléfonos móviles, mientras que poco más de setenta y un millones de personas cuentan con acceso a internet.

Herramientas Financieras

El gran desarrollo en este tipo de dispositivos ha detonado enormes oportunidades educativas, de comercio y también para el sector financiero.

Desde hace ya algunos años, los portales de banca en línea de los bancos se han convertido en uno de los servicios más demandados por los clientes, aunado a la facilidad y comodidad de su uso, existe un constante incremento en el número de operaciones electrónicas que se llevan a cabo, dejando de lado las operaciones con otros instrumentos como cheques y, en ocasiones, el mismo efectivo.

A partir del año 2004 el Banco de México puso en operación el SPEI (Sistema de Pagos Electrónicos Interbancarios) lo cual representó un hito en el desarrollo de medios de pago de nuestro país. Con este sistema se redujo el costo de las operaciones, así como también los tiempos de respuesta, lo que abrió la posibilidad a los clientes de los bancos de poder llevar a cabo transferencias de recursos de una forma ágil, cómoda y segura.

Hoy muchos de nosotros hacemos este tipo de operaciones de manera cotidiana, ya sea para operaciones comerciales o cualquier tipo de pago.

Considera también que los días en que el teléfono móvil servia para hablar, enviar mensajes de texto y, cuando mucho, jugar a la viborita o a algo muy adictivo al estilo Candy Crush, no existen más, hoy en día las posibilidades son infinitas y basta con darte una vuelta por la tienda de aplicaciones de tu sistema operativo para darte cuenta de que prácticamente todos los días podrías encontrar algo sorprendente.

Entre estas aplicaciones revolucionarias están las llamadas aplicaciones móviles bancarias, las cuales permiten a los usuarios acceder a módulos de consulta, de pagos y transferencias y en general mantener un continuo monitoreo de sus cuentas.

Existen múltiples instituciones que ofrecen este servicio, sin embargo, como amante de la tecnología y las finanzas, mi intención es hablarte de algunas de ellas que por distintas razones se encuentran en mi lista de favoritas.

Bancomer Móvil

Para mí, la reina de las aplicaciones móviles en México. Como sabes, el banco español BBVA es una de las instituciones líderes a nivel mundial y generalmente sienta precedentes en este tipo de tecnología.

En México fue una de las primeras aplicaciones móviles en salir al mercado y desde entonces ha ido agregando nuevas e importantes funcionalidades.

Como muchas otras, ofrece la posibilidad de contar con un token móvil, alertas en tu teléfono y puedes realizar cualquier tipo de operación incluyendo traspasos entre cuentas propias, pagos de tarjeta de crédito, transferencias SPEI (donde incluso te brinda la clave de rastreo de Banco de México), también puedes vincular tu cuenta a un número celular.

El desempeño también es de lo mejor, corre bien en cualquier smartphone y prácticamente nunca tiene caídas de sistema. Otro punto que me parece admirable es que es una aplicación que ha resultado muy amigable y funcional, incluso para personas mayores que puede que no estén tan acostumbradas a este tipo de tecnología.

Desde mi punto de vista el único punto en el que se encuentra en desventaja frente a otras plataformas es que en la actualidad aún no admite autenticación mediante huella dactilar o reconocimiento facial, sin embargo, alguna razón tendrán para no tenerla, y mientras sea por temas de seguridad, nunca estará de más.

Por otro lado, creo que sería positiva una actualización de diseño, ya que básicamente se ha mantenido igual desde sus inicios y, aunque es simple y cómodo, deberían poner un poco más de dedicación en el tema visual.

Banorte Móvil

Como usuario de Banorte desde hace muchos años, puedo decir que ha sido muy notorio el esfuerzo que la institución ha puesto en mejorar tanto su servicio de banca en línea como su aplicación móvil. Y hoy puedo decirles que dicho esfuerzo ha rendido frutos.

Es otra de mis aplicaciones favoritas disponible en el mercado. La primer diferencia que notamos es que esta aplicación sí permite el uso de huella dactilar o incluso reconocimiento facial como medio de autenticación.

Cuenta con una interfaz amigable y fácil de navegar, las operaciones disponibles son prácticamente las mismas que en Bancomer móvil, pero, en realidad, casi todas las aplicaciones ofrecen las mismas.

Creo que el sistema en ocasiones puede ser lento, trabarse e incluso necesitar múltiples actualizaciones de parámetros que deben llevarse a cabo de cuando en cuando y que pueden representar un dolor de cabeza cuando necesitas realizar un movimiento urgente, ya que las actualizaciones no se realizan en segundo plano o en horarios predeterminados, sino que se llevan a cabo al momento de abrir la aplicación.

Me gustan los cambios que han realizado con el tiempo, pero recuerden, amigos de Banorte, que aunque pueda parecer insignificante para ustedes que los millennials tengan que esperar diez segundos a que una aplicación responda, para nosotros puede ser frustrante.

CitiBanamex móvil

Banamex continúa siendo uno de los bancos más grandes de México y cuenta con mucha estima, sobretodo de las generaciones mayores.

CitiBanamex tardó mucho tiempo en ponerse a la altura de sus competidores en cuanto a lo que aplicaciones móviles y banca en línea se refiere, sin embargo, como dice el dicho, lento pero seguro.

Las operaciones disponibles son muy similares: netkey móvil, transacciones y consultas.

Desde mi punto de vista es indudablemente la mejor en cuanto a diseño, lo que, pensando en el mercado objetivo, es un super plus; la navegación es sencilla y amigable y la aplicación responde bien la mayoría del tiempo.

Debo decir que, en mi experiencia, he encontrado algunos “bugs” o fallas del sistema al realizar algunas operaciones, pero puede ser que al momento que lean este artículo eso esté ya solucionado.

Este último punto es lo que hace que no sea mi favorita.

Aprovecha las herramientas

Aprovecha este tipo de herramientas que ofrece tu banco, recuerda que además de ser gratuitas, están disponibles para IOS y Android y créeme, te facilitarán la vida enormemente. En mi caso, te puedo decir que no recuerdo cuándo fue la última vez que ingresé a un portal bancario a través de mi computadora.

Muchas veces las instituciones bancarias, adicionalmente a sus aplicaciones de banca móvil, ofrecen otra serie de plataformas con distintos fines, desde localización de cajeros hasta apertura de productos, acceso a promociones o incluso para petición de tarjetas virtuales para realizar pagos en internet.

Estas herramientas son útiles no solo para revisar tus saldos de cuentas de ahorro o inversión, si no también para poder tener un seguimiento cercano y oportuno de tus créditos personales, tarjetas de crédito, entre otros, lo que seguramente te ayudará a mantener un adecuado historial crediticio.

Para mí, las aplicaciones móviles son indudablemente una herramienta diaria que ha logrado que mi relación de amor/odio con los bancos se vuelva mucho más amigable. Llegando incluso a ser un factor importante en mi decisión de cuál institución bancaria elegir.

Y para ti, ¿cuál es la mejor?

Comentarios
logo bancompara
¿Te gustó lo que viste?