¿Está en
el buró de crédito? ¡Felicitaciones! Estar registrado en el buró quiere decir
que una persona tiene un historial crediticio y que tiene capacidad de
endeudamiento, es decir, que puede aplicar a un crédito.

El buró de crédito es una entidad privada que se encarga de llevar récord de todos los
comportamientos crediticios de las personas para decirle a una entidad bancaria
si una persona es confiable para recibir un crédito y de cuánto monto.

Es decir
que, si una persona no aparece en el registro, no son muy buenas noticias si su
intención es obtener un préstamo.

¿Por qué
es bueno tener un historial el buró de crédito?

  1. Porque una persona que aparece en el buró ya tiene una “vida financiera y crediticia”, por así llamarlo, lo que quiere decir que ya “existe” para los bancos y ellos pueden ver allí todos sus movimientos y pagos. Por lo que, a la hora de utilizar el buró para pedir un producto bancario, no es necesario que la persona tenga que probar quien es y cuánto puede pagar.
  2. Porque no es “la lista negra” para deudores morosos. Aparecer allí no significa que una persona deba dinero o que no lo haya pagado a tiempo. Al contrario, puede significar que obtenga beneficios bancarios sin siquiera tener que llevar un papel o hacer muchos trámites.
  3. Porque es la única manera que tienen los bancos para comprobar si una persona debe obtener o no un crédito. El buró de crédito se encarga de exponer malos puntajes de pagadores impuntuales y de exaltar a los usuarios aplicados con buenos puntajes de crédito.
  4. Porque un buen puntaje de crédito abre puertas. O sea que, si una persona quiere obtener un crédito para vivienda, construcción o, por ejemplo, vehículo, y ha tenido un buen comportamiento crediticio, es decir, paga sus deudas a tiempo y nunca excede su límite de endeudamiento, el buró de crédito se encarga de demostrarle al banco que esta persona es ideal para ese préstamo.
  5. Porque permite comparar. Tener un buen historial crediticio hace que muchos bancos quieran obtener a una persona como cliente, por lo tanto, este cliente podría escoger entre amplias o todas las opciones de bancos disponibles; esto provocará que obtenga la mejor tasa del mercado. Precisamente, servicios como los que ofrece Bancompara, sumados a un excelente historial crediticio, pueden hacer que una persona ahorre cientos de miles en pagos de intereses a largo plazo en créditos hipotecarios.

Definitivamente,
es bueno tener un historial crediticio en el buró de crédito. El buró de
crédito se puede consultar fácilmente por medio de su página de internet, y si
a una persona se le hace difícil interpretar los resultados o quisiera obtener
asesoría sobre cómo optimizar sus opciones financieras por medio de una buena
interpretación de su historial, existen otro tipo de herramientas online que
sirven para obtener este servicio. Próximamente, Bancompara estrenará su nuevo
servicio de interpretación y asesoría de buró de crédito para que cualquier
persona pueda lograr sus objetivos en el plazo que lo desee.

En conjunto, estas dos herramientas harán que una persona no solo obtenga el mejor crédito y el más conveniente para su bolsa, sino que reciba asesoría sobre cómo lo puede hacer según su puntaje de crédito.

Comentarios
logo bancompara
¿Te gustó lo que viste?